La Legionella provoca una enfermedad llamada legionelosis, también conocida como Enfermedad del legionario. Sus síntomas son un proceso febril del tipo gripal, de carácter leve, llamado Fiebre de Pontiac. La enfermedad del legionario se presenta más frecuentemente en personas de edad avanzada, fumadores con enfermedades bronco pulmonares o algún tipo de inmunodepresión. La bacteria de la legionella se transmite por inhalación, y se mueve a través de minúsculas gotas de agua capaces de penetrar en el pulmón.


¿Dónde se dan casos de legionella?


Es por esto que sus focos suelen ser sistemas climatizados donde el agua sea su sustento principal, como:


Humectadores y humidificadores

Redes y depósitos, cisternas, pozos, aljibes y tanques de agua

Condensadores Evaporativos

Piscinas climatizadas, instalaciones termales, fuentes ornamentales, sistemas de agua contraincendios

Elementos de sistema de acondicionamiento de aire en donde se conjuguen suciedad y humedad

Torres de Refrigeración

Sistemas de agua caliente sanitaria

Cómo prevenir la legionella


La bacteria de la Legionella se da en aquellas instalaciones faltas de mantenimiento químico o que tienen un mantenimiento inadecuado. Esto favorece el estancamiento de agua, el acumulo de productos nutrientes de la bacteria, como lodos, materia orgánica y materias de corrosión. Por ello es necesario el servicio de prevención periódico según normativa, donde se combinará una buena limpieza, con un tratamiento biocida especifico de la bacteria.


Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted